Buscar este blog

Cargando...

Lilly Goodman: "Lo mejor de la música cristiana en español está por venir"


Hablar de Lilly Goodman, es hacer referencia de un icono actual de la música cristiana contemporánea. Aprovechando una gira que hizo por Europa, hemos tenido la oportunidad de entrevistarla para que nos cuente un poco más acerca de su vida, de sus planes y sus metas.

Todo cantante ha tenido una referencia musical en el cual apoyarse. ¿Cuál podría decirse que es el referente de Lilly Goodman?

Crystal Lewis ha sido un referente muy grande. Un día un amigo me trajo una pista de ella a casa titulada "Mi Redentor Vive" y me dijo que la escuchase porque iba a participar en un festival nacional. La escuché me gustó, me la aprendí y gané el festival. De allí me di cuenta que me gustaba porque se acomodaba muy bien a mi registro vocal. Además tengo que decir que usualmente cantaba canciones muy viejas con mi mamá. A ella le encantaba mucho Manuel Bonilla y los Voceros de Cristo y yo la acompañaba mucho en la iglesia. Pero definitivamente mi primer referente es Crystal Lewis.


Lilly entendemos que dejaste tus estudios de farmacia para dedicarte a cantarle al Señor. ¿A qué se debió ese cambio de rumbo?

Estuve estudiando por casi 3 años pero el Señor me hizo un llamado muy fuerte. Cuando me fui dando cuenta de su llamado le dije: "Ya sabes que no es lo que yo quiero hacer, pero si quieres que yo lo haga muéstramelo de una forma contundente". Dios empezó a abrir puertas de una forma impresionante. Sin siquiera tener una compañía sólida que hiciera la distribución o la publicidad, mi música empezó a llegar a tantos países y me llegaron varias invitaciones. Estaba estudiando y tenía una agenda que me asustaba. Recuerdo que un día tenía un examen final en la Universidad y no acepté una invitación para ir a Puerto Rico a un evento importante de unas 15 mil personas. Entonces el Espíritu Santo me hizo sentir que no había tomado la decisión correcta y comenzó un proceso grande. Empecé a pedir más dirección a Dios, consultaba con mis padres y mis pastores, hasta que la última palabra vino por una persona que no me conocía. Esta persona llegó a mi casa y me dijo que era el tiempo de Dios, El ha esperado bastante y es el tiempo que lo hagas porque sino te vas a lamentar.

¿Hacia donde crees que está evolucionando de la música cristiana en español?

Yo creo que estamos viviendo los mejores tiempos de la música cristiana. Dios está levantando gente con un corazón diferente, con propósito correcto. Entre ellos se encuentran mi amiga Marcela Gándara, Alex Campos y unos cuantos más. Sin embargo creo que lo mejor todavía está por venir. Cada día Dios está poniendo en nosotros un sentir diferente. Personalmente en mis momentos de intimidad con el Señor veo que hay un sentir en el corazón de Dios que me indica que todavía nosotros no lo conocemos. Cuando esto ocurra van a cambiar muchas cosas. Cambiará el destino de nuestra sociedad, de la juventud y la mentalidad de la Iglesia. En mi corazón hay un peso muy grande en relación a la mentalidad de la Iglesia, pues creo que Dios quiere romper ese metodismo y que le conozcamos realmente como Él es: un Dios simple, un Dios no complicado que busca nuestro interior y no lo que nosotros vemos en nuestras limitaciones.

¿Crees que la música puede ayudarnos a cambiar esa mentalidad?

La música nos puede conectar con Dios, pero también tiene mucho que ver con el receptor. Yo he guiado a miles de personas a Dios con una canción sin tener que hablar una palabra. Sólo se necesitan 5 minutos para que sea cambiado el corazón de una persona y en un canto es el Espíritu de Dios el que hace el trabajo.


Llegas a España después de recorrer varios países Europeos, cuéntanos tus impresiones

Estoy anonadada pues he estado en Holanda, Suecia, Suiza y Alemania y lo que he visto es gente con hambre de recibir una palabra. Lo que Dios ha hecho aquí en Europa ha sido impresionante. Por aquí se ha esperado por mucho tiempo un avivamiento y sé que está en el corazón de Dios.

Siempre que se piensa en Europa uno no tiene tantas expectativas, en el sentido de multitudes, pero Dios las ha sobrepasado. En esta oportunidad la cosa ha sido muy diferente. Había estado con anterioridad en Madrid y Barcelona, pero esta vez visité otros países de Europa y nunca esperé que la gente estuviese ansiosa de recibir lo que tenía que compartir. En muchos lugares a pesar de que la gente no hablaba español se notaba como la gente recibía de Dios. Sobrepasamos lo que esperábamos en asistencia pues estimábamos 100 personas por concierto y llegaron a venir 500 personas por evento con una media de 15 personas que recibieron a Cristo y muchos de ellos eran no latinos.

¿Esto no hace que te plantees hacer una producción en inglés para tener más audiencia?

A mi no me gusta hacer cosas porque tenga la capacidad de hacerlas o porque piense que está chévere hacerlo, sino que las hago cuando vea que hay una necesidad. La gente ha estado esperando un proyecto de Lilly en inglés. Creo que el tiempo aun no ha llegado pero está muy cerca. Las puertas se han comenzado a abrir sin tener que estar buscando. En la actualidad viajo con frecuencia con Franklin Graham de la Asociación de Billy Graham para sus eventos evangelísticos. Algunas veces he tenido que cantar en inglés. También mi iglesia es de habla inglesa. Hay muchas cosas que se están dando y que apuntan a hacer algo en inglés.

¿Puedes decirnos cuales de tus canciones son las que piensas que han nacido de tu corazón para Dios?

Canciones como "La fuente eres Tú", "Tu amor no tiene fin", "Encontrarte" y "Demasiado para creer" son canciones en las que expreso a Dios mis experiencias. Por ejemplo "La fuente eres tú" es un canto que vino el año pasado en momentos en que viajaba mucho y estaba produciendo mi último disco. En ese entonces me sentía agotada y vacía por tanto trabajo, y le pedí a Dios que me refrescase porque sentía que había dado tanto y ya no me quedaba nada. Recuerdo que me senté en la habitación, abrí la Biblia en el Salmo 42 y de allí nació esta canción.

En tu última producción no sólo se ve el trabajo de Lilly como cantante, sino que además te has estrenado con tu esposo como productora. Háblanos de esta experiencia.

Este era un deseo que estaba en mi corazón desde hace años, pero se debía estar listo para poder realizarlo. Se requiere pasar por un proceso en el cual se aprenden muchas cosas, ganar experiencia y otras más. Y creo que toda la experiencia que he ganado a lo largo de los años me preparó para tener la capacidad de producir un proyecto y además para escribir y aportar ideas. Puedo decir que todo lo que estaba en el corazón de Lilly Goodman se plasmó en “Sin Miedo a Nada”. En el pasado las canciones me las escribían y yo las grababa, pero en este proyecto yo puse todo mi corazón. Las letras iban de acuerdo al concepto de lo que Dios quería que hablara. Debo decir que mi esposo ha sido la herramienta que necesitaba para la estabilidad ministerial y creo que este es solo el principio de lo que Dios nos va a entregar

¿Cuál es el sueño de Lilly Goodman, cuál es su meta?

Yo no puedo decir que tengo un sueño sino muchos. Pero puedo hablar de uno en particular que es formar asociaciones de ayuda para la gente necesitada. En Latinoamérica hay mucha gente con necesidad. Esto está dejando de ser un sueño, pues poco a poco lo estamos convirtiendo en realidad. De hecho hay una parte de mi casa que no la puedo utilizar porque he estado recolectando ropa y otras cosas para comenzar esto. Esto ya lo hemos comenzado. Este año estuvimos en algunos países como Venezuela llevando juguetes y ropa a los niños. También he trabajado con el ministerio "Operación Niño de la Navidad" en Colombia. Este es un sueño muy grande que está en mi corazón y que poco a poco se esta alcanzando

Blogger templates

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Blog Archive

23/11/09

Lilly Goodman: "Lo mejor de la música cristiana en español está por venir"


Hablar de Lilly Goodman, es hacer referencia de un icono actual de la música cristiana contemporánea. Aprovechando una gira que hizo por Europa, hemos tenido la oportunidad de entrevistarla para que nos cuente un poco más acerca de su vida, de sus planes y sus metas.

Todo cantante ha tenido una referencia musical en el cual apoyarse. ¿Cuál podría decirse que es el referente de Lilly Goodman?

Crystal Lewis ha sido un referente muy grande. Un día un amigo me trajo una pista de ella a casa titulada "Mi Redentor Vive" y me dijo que la escuchase porque iba a participar en un festival nacional. La escuché me gustó, me la aprendí y gané el festival. De allí me di cuenta que me gustaba porque se acomodaba muy bien a mi registro vocal. Además tengo que decir que usualmente cantaba canciones muy viejas con mi mamá. A ella le encantaba mucho Manuel Bonilla y los Voceros de Cristo y yo la acompañaba mucho en la iglesia. Pero definitivamente mi primer referente es Crystal Lewis.


Lilly entendemos que dejaste tus estudios de farmacia para dedicarte a cantarle al Señor. ¿A qué se debió ese cambio de rumbo?

Estuve estudiando por casi 3 años pero el Señor me hizo un llamado muy fuerte. Cuando me fui dando cuenta de su llamado le dije: "Ya sabes que no es lo que yo quiero hacer, pero si quieres que yo lo haga muéstramelo de una forma contundente". Dios empezó a abrir puertas de una forma impresionante. Sin siquiera tener una compañía sólida que hiciera la distribución o la publicidad, mi música empezó a llegar a tantos países y me llegaron varias invitaciones. Estaba estudiando y tenía una agenda que me asustaba. Recuerdo que un día tenía un examen final en la Universidad y no acepté una invitación para ir a Puerto Rico a un evento importante de unas 15 mil personas. Entonces el Espíritu Santo me hizo sentir que no había tomado la decisión correcta y comenzó un proceso grande. Empecé a pedir más dirección a Dios, consultaba con mis padres y mis pastores, hasta que la última palabra vino por una persona que no me conocía. Esta persona llegó a mi casa y me dijo que era el tiempo de Dios, El ha esperado bastante y es el tiempo que lo hagas porque sino te vas a lamentar.

¿Hacia donde crees que está evolucionando de la música cristiana en español?

Yo creo que estamos viviendo los mejores tiempos de la música cristiana. Dios está levantando gente con un corazón diferente, con propósito correcto. Entre ellos se encuentran mi amiga Marcela Gándara, Alex Campos y unos cuantos más. Sin embargo creo que lo mejor todavía está por venir. Cada día Dios está poniendo en nosotros un sentir diferente. Personalmente en mis momentos de intimidad con el Señor veo que hay un sentir en el corazón de Dios que me indica que todavía nosotros no lo conocemos. Cuando esto ocurra van a cambiar muchas cosas. Cambiará el destino de nuestra sociedad, de la juventud y la mentalidad de la Iglesia. En mi corazón hay un peso muy grande en relación a la mentalidad de la Iglesia, pues creo que Dios quiere romper ese metodismo y que le conozcamos realmente como Él es: un Dios simple, un Dios no complicado que busca nuestro interior y no lo que nosotros vemos en nuestras limitaciones.

¿Crees que la música puede ayudarnos a cambiar esa mentalidad?

La música nos puede conectar con Dios, pero también tiene mucho que ver con el receptor. Yo he guiado a miles de personas a Dios con una canción sin tener que hablar una palabra. Sólo se necesitan 5 minutos para que sea cambiado el corazón de una persona y en un canto es el Espíritu de Dios el que hace el trabajo.


Llegas a España después de recorrer varios países Europeos, cuéntanos tus impresiones

Estoy anonadada pues he estado en Holanda, Suecia, Suiza y Alemania y lo que he visto es gente con hambre de recibir una palabra. Lo que Dios ha hecho aquí en Europa ha sido impresionante. Por aquí se ha esperado por mucho tiempo un avivamiento y sé que está en el corazón de Dios.

Siempre que se piensa en Europa uno no tiene tantas expectativas, en el sentido de multitudes, pero Dios las ha sobrepasado. En esta oportunidad la cosa ha sido muy diferente. Había estado con anterioridad en Madrid y Barcelona, pero esta vez visité otros países de Europa y nunca esperé que la gente estuviese ansiosa de recibir lo que tenía que compartir. En muchos lugares a pesar de que la gente no hablaba español se notaba como la gente recibía de Dios. Sobrepasamos lo que esperábamos en asistencia pues estimábamos 100 personas por concierto y llegaron a venir 500 personas por evento con una media de 15 personas que recibieron a Cristo y muchos de ellos eran no latinos.

¿Esto no hace que te plantees hacer una producción en inglés para tener más audiencia?

A mi no me gusta hacer cosas porque tenga la capacidad de hacerlas o porque piense que está chévere hacerlo, sino que las hago cuando vea que hay una necesidad. La gente ha estado esperando un proyecto de Lilly en inglés. Creo que el tiempo aun no ha llegado pero está muy cerca. Las puertas se han comenzado a abrir sin tener que estar buscando. En la actualidad viajo con frecuencia con Franklin Graham de la Asociación de Billy Graham para sus eventos evangelísticos. Algunas veces he tenido que cantar en inglés. También mi iglesia es de habla inglesa. Hay muchas cosas que se están dando y que apuntan a hacer algo en inglés.

¿Puedes decirnos cuales de tus canciones son las que piensas que han nacido de tu corazón para Dios?

Canciones como "La fuente eres Tú", "Tu amor no tiene fin", "Encontrarte" y "Demasiado para creer" son canciones en las que expreso a Dios mis experiencias. Por ejemplo "La fuente eres tú" es un canto que vino el año pasado en momentos en que viajaba mucho y estaba produciendo mi último disco. En ese entonces me sentía agotada y vacía por tanto trabajo, y le pedí a Dios que me refrescase porque sentía que había dado tanto y ya no me quedaba nada. Recuerdo que me senté en la habitación, abrí la Biblia en el Salmo 42 y de allí nació esta canción.

En tu última producción no sólo se ve el trabajo de Lilly como cantante, sino que además te has estrenado con tu esposo como productora. Háblanos de esta experiencia.

Este era un deseo que estaba en mi corazón desde hace años, pero se debía estar listo para poder realizarlo. Se requiere pasar por un proceso en el cual se aprenden muchas cosas, ganar experiencia y otras más. Y creo que toda la experiencia que he ganado a lo largo de los años me preparó para tener la capacidad de producir un proyecto y además para escribir y aportar ideas. Puedo decir que todo lo que estaba en el corazón de Lilly Goodman se plasmó en “Sin Miedo a Nada”. En el pasado las canciones me las escribían y yo las grababa, pero en este proyecto yo puse todo mi corazón. Las letras iban de acuerdo al concepto de lo que Dios quería que hablara. Debo decir que mi esposo ha sido la herramienta que necesitaba para la estabilidad ministerial y creo que este es solo el principio de lo que Dios nos va a entregar

¿Cuál es el sueño de Lilly Goodman, cuál es su meta?

Yo no puedo decir que tengo un sueño sino muchos. Pero puedo hablar de uno en particular que es formar asociaciones de ayuda para la gente necesitada. En Latinoamérica hay mucha gente con necesidad. Esto está dejando de ser un sueño, pues poco a poco lo estamos convirtiendo en realidad. De hecho hay una parte de mi casa que no la puedo utilizar porque he estado recolectando ropa y otras cosas para comenzar esto. Esto ya lo hemos comenzado. Este año estuvimos en algunos países como Venezuela llevando juguetes y ropa a los niños. También he trabajado con el ministerio "Operación Niño de la Navidad" en Colombia. Este es un sueño muy grande que está en mi corazón y que poco a poco se esta alcanzando