Buscar este blog

Cargando...

Los Hijos del Rey:Cantan Música Cristiana a Ritmo Vallenato.


Valledupar, Colombia - La vida licenciosa de parranda, alcohol, droga y promiscuidad, en la que se movían algunos, es cosa del pasado. También cantan música cristiana a ritmo vallenato.

Aunque el fenómeno de músicos ‘convertidos’ no es nuevo, y uno de los primeros en hacerlo, hace 17 años, fue Esteban ‘Chiche’ Ovalle, el entonces corista de El Binomio de Oro, desde el 2008 el grupo de vallenateros cristianos ha crecido.

En 1992, el primero en seguir los pasos de Ovalle fue el acordeonero Jesualdo Bolaños, en momentos en que se encontraba en el pináculo de su carrera junto al cantante Marcos Díaz.

Y desde ese momento Bolaños y Ovalle formaron una agrupación de música vallenata que llamaron ‘Los Hijos del Rey’, que intrepreta todas sus melodías con mensajes cristianos.

Hace un año los músicos comenzaron a reunirse, todos los jueves, en el garaje de la residencia del compositor y abogado Richard Daza Daza, en el barrio Novalito, de Valledupar. Y ahora se trasladaron al lujoso hotel Vajamar de esa ciudad, pues a la cita, los martes a las 7 de la noche, llegan hasta 250 personas.

“Comenzamos a reunirnos en la casa de Richard Daza, luego regaron la ‘bola’ entre otros artistas y hoy la comunidad se nos creció”, asegura el Pastor Mauricio Rocha Rodríguez, guía y consejero de los asistentes a estos encuentros.

Ha sido tal el entusiasmo que el grupo se transformó, y hoy es la Iglesia Cristiana ‘Reino de Vida’, que cada vez gana más adeptos también entre gente que nada tiene que ver con la música.

Richard Daza, uno de los pioneros de esta nueva camada, manifiesta que comenzó a conocer a Dios por medio de su amigo, el también compositor Álvaro Vence.

“Empecé a buscar a Dios, no por moda, ni porque yo tuviera una vida desordenada, lo hice porque siempre he creído que uno debe llevar una vida espiritual, y qué mejor que encontrarla en Cristo”, expresa el compositor.

Entre las primeras personas que logró convencer para interpretar la Biblia fue a su colega Fabián Corrales, a quien le observaba algunos comportamientos que reñían con su calidad de artista.

“La gente se extraña de mi cambio, cada día me transformo más. Antes era parrandero, sinvergüenza, pero la luz de Dios me tocó”, manifiesta Corrales, el autor de éxitos como La Consentida, Quiubo linda, La que te hizo el dos, Orgullosa, entre otros.

Este cantaautor guajiro añade que, en su caso, el problema iba más allá de una vida disipada. “La prepotencia y lo explosivo me mataban, me creía el ’súper’, pero gracias a Dios las cosas me han cambiado”, asegura.

En el caso de Bolaños, a quien artísticamente conocen como ‘Bolañito’, la conversión fue doble. Según él, sus conductas habían sometido a una vida tortuosa a su esposa, Ana Elina Campo; que se sumió en el licor y en la adicción a las drogas. Fue precisamente la señora quien, en 1992, lo invitó a que visitara una iglesia y cambiara, recuerda el músico.

En palabras del Pastor Rocha, los músicos vallenatos son personas sensibles. “A ellos les llegó el momento de entender que tienen que buscar el equilibrio en su parte espiritual, que tenían descuidada. Todo se lo dedicaban a su parte emocional, pero ahora encontraron cómo su espíritu se ha transformado”.

Rocha cree que los artistas entendieron que la música es de Dios y al poner su talento a su servicio las cosas les mejoraban.

“Es cierto. Eso se refleja en la nueva producción musical que acabo de sacar con Juan José Granados. Dios tomó el mando de ese trabajo, Él es quien tiene el control, quien de nuevo me volvió a dar el éxito, eso lo siento en mi corazón”, afirma Fabián Corrales.

Blogger templates

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Blog Archive

23/5/09

Los Hijos del Rey:Cantan Música Cristiana a Ritmo Vallenato.


Valledupar, Colombia - La vida licenciosa de parranda, alcohol, droga y promiscuidad, en la que se movían algunos, es cosa del pasado. También cantan música cristiana a ritmo vallenato.

Aunque el fenómeno de músicos ‘convertidos’ no es nuevo, y uno de los primeros en hacerlo, hace 17 años, fue Esteban ‘Chiche’ Ovalle, el entonces corista de El Binomio de Oro, desde el 2008 el grupo de vallenateros cristianos ha crecido.

En 1992, el primero en seguir los pasos de Ovalle fue el acordeonero Jesualdo Bolaños, en momentos en que se encontraba en el pináculo de su carrera junto al cantante Marcos Díaz.

Y desde ese momento Bolaños y Ovalle formaron una agrupación de música vallenata que llamaron ‘Los Hijos del Rey’, que intrepreta todas sus melodías con mensajes cristianos.

Hace un año los músicos comenzaron a reunirse, todos los jueves, en el garaje de la residencia del compositor y abogado Richard Daza Daza, en el barrio Novalito, de Valledupar. Y ahora se trasladaron al lujoso hotel Vajamar de esa ciudad, pues a la cita, los martes a las 7 de la noche, llegan hasta 250 personas.

“Comenzamos a reunirnos en la casa de Richard Daza, luego regaron la ‘bola’ entre otros artistas y hoy la comunidad se nos creció”, asegura el Pastor Mauricio Rocha Rodríguez, guía y consejero de los asistentes a estos encuentros.

Ha sido tal el entusiasmo que el grupo se transformó, y hoy es la Iglesia Cristiana ‘Reino de Vida’, que cada vez gana más adeptos también entre gente que nada tiene que ver con la música.

Richard Daza, uno de los pioneros de esta nueva camada, manifiesta que comenzó a conocer a Dios por medio de su amigo, el también compositor Álvaro Vence.

“Empecé a buscar a Dios, no por moda, ni porque yo tuviera una vida desordenada, lo hice porque siempre he creído que uno debe llevar una vida espiritual, y qué mejor que encontrarla en Cristo”, expresa el compositor.

Entre las primeras personas que logró convencer para interpretar la Biblia fue a su colega Fabián Corrales, a quien le observaba algunos comportamientos que reñían con su calidad de artista.

“La gente se extraña de mi cambio, cada día me transformo más. Antes era parrandero, sinvergüenza, pero la luz de Dios me tocó”, manifiesta Corrales, el autor de éxitos como La Consentida, Quiubo linda, La que te hizo el dos, Orgullosa, entre otros.

Este cantaautor guajiro añade que, en su caso, el problema iba más allá de una vida disipada. “La prepotencia y lo explosivo me mataban, me creía el ’súper’, pero gracias a Dios las cosas me han cambiado”, asegura.

En el caso de Bolaños, a quien artísticamente conocen como ‘Bolañito’, la conversión fue doble. Según él, sus conductas habían sometido a una vida tortuosa a su esposa, Ana Elina Campo; que se sumió en el licor y en la adicción a las drogas. Fue precisamente la señora quien, en 1992, lo invitó a que visitara una iglesia y cambiara, recuerda el músico.

En palabras del Pastor Rocha, los músicos vallenatos son personas sensibles. “A ellos les llegó el momento de entender que tienen que buscar el equilibrio en su parte espiritual, que tenían descuidada. Todo se lo dedicaban a su parte emocional, pero ahora encontraron cómo su espíritu se ha transformado”.

Rocha cree que los artistas entendieron que la música es de Dios y al poner su talento a su servicio las cosas les mejoraban.

“Es cierto. Eso se refleja en la nueva producción musical que acabo de sacar con Juan José Granados. Dios tomó el mando de ese trabajo, Él es quien tiene el control, quien de nuevo me volvió a dar el éxito, eso lo siento en mi corazón”, afirma Fabián Corrales.